Días Con Olvidos

Nunca deberíamos olvidar
lo que debemos de hacer
por culpa de no tener cabeza,
el periódico no voy a recibir
para mí es una tristeza.
Los problemas te causan
problemas en tu mente,
no es por culpa de la gente,
porque corres de aquí para allá
y la mente ya no está.
Cuando era joven nada se me olvidaba
porque era todo alegría,
cantaba de alegría,
reía a carcajadas,
una pierna por aquí y otra para allá,
todo rápido se hacía,
ahora tengo dos y no valen para nada.
El cuerpo pesa encima de las piernas,
ni para abajo ni para arriba
o tienes dolor en la cabeza
o tienes dolor en la barriga,
para aliviar los dolores tomas
muchos medicamentos,
parece olvidar el dolor y lo problemas,
pero al mismo tiempo, así, no olvido mi poema.

© Francelina Robin